sábado, 31 de enero de 2015

EL TIEMPO ES UN MARTILLO DESOLADOR



El tiempo es un martillo desolador
y contra más pasa
más me duelen los huesos
más se clavan las miradas
más me veo en los textos.

El tiempo es un martillo desolador
y contra más pierdo
más ganas de levantarme
más ganas de ganar
más adoro mi cuerpo.

El tiempo es un martillo desolador
y contra más días quemo
más amo esta vida
más quiero el momento
más me veo viviendo.

Y si un día dejara de vivir
tan solo recordare lo bueno
los gestos, los nombres, los besos.